News

Este es el protocolo de apertura para centros educativos privados

{{slide.text | html}}


(CRHoy.com) .- El Ministerio de Educación Pública (MEP) dio a conocer el protocolo para la reactivación del curso escolar 2021 en centros educativos privados ante la emergencia COVID-19.

El documento fue elaborado y analizados por el Ministerio de Sanidad, en conjunto con el MEP y en él se determinan las condiciones que deben cumplirse para la reapertura de los establecimientos de educación privada.

En el momento Se desconoce si las clases podrán reanudarse en enero de 2021. Se llevará a cabo una reunión en noviembre para determinar la fecha de inicio.

El documento establece que las instalaciones de los centros educativos deben contar con la infraestructura básica de higiene (agua, fregaderos, jabón, electricidad y servicios sanitarios), así como un fregadero en la entrada.

Este es el detalle:

Condiciones básicas para la apertura del centro educativo privado

Para la reapertura de los centros educativos privados, es necesario contar con la infraestructura básica de higiene en el centro educativo (agua, lavabos, jabón, luz y servicios sanitarios). Debe haber un fregadero en la entrada.Esto está sujeto al cantón o distrito donde se ubica el centro educativo, respecto de la alerta según la evaluación epidemiológica que realiza diariamente el Ministerio de Salud.
La representación legal del centro educativo debe gestionar los presupuestos y realizar la coordinación necesaria para el suministro de Equipos de Protección Individual (EPI) a los servidores públicos que lo requieran, y garantizar la disponibilidad de productos de limpieza, incluyendo una solución de alcohol y desinfectante, de acuerdo con las recomendaciones del Ministerio de Salud y su efectividad contra el virus.
Antes de la apertura, el director del centro educativo deberá asegurarse de que en las baterías de los servicios sanitarios se encuentran todos los utensilios sanitarios, así como el buen funcionamiento de su sistema de alcantarillado y la existencia de una cantidad suficiente de fregaderos, de acuerdo con la normativa. de corriente (Código de Instalaciones Hidráulicas y Sanitarias en Edificaciones-CFIA). El uso de los servicios sanitarios será monitoreado por personal docente y administrativo para evitar aglomeraciones de estudiantes en estos campus. Asimismo, todos los servicios sanitarios del centro educativo deberán estar constantemente desinfectados y contarán con: papel higiénico, jabón antibacteriano, toallas desechables para secarse las manos y gel con alcohol.
El guardia de seguridad debe asegurarse de que el personal docente y administrativo, estudiantes, padres o tutores y visitantes con síntomas o signos de resfriado, gripe, enfermedades respiratorias, fiebre o caso sospechoso o positivo de COVID-19.
El padre, la madre de familia o el responsable del menor Debe informar al centro educativo por escrito, si se encuentra en alguna de las condiciones mencionado en el punto 4 e indicar los datos de la persona que se encargará de tomar y recoger al alumno. El director de la CE debe asegurarse de que los espacios estén adaptados para cumplir con el estándar de distancia física de 1,8 metros entre personas. Por tanto, se debe tener en cuenta el número de alumnos y las dimensiones del espacio físico que tiene la institución. Se debe marcar todas las áreas del piso, fuera y dentro de los centros educativos para los horarios de llegada y salida de los estudiantes, dicha demarcación debe ser clara y visible tanto para los estudiantes que llegan acompañados de sus padres o tutores como para quienes utilizan un servicio de transporte (minibús).
Los centros educativos deben tener de manera visible, por medios físicos y digitales (pantallas, videos, correos electrónicos y carteles), las medidas sanitarias dictadas por el Ministerio de Salud, como los carteles de los protocolos de: prevenir coronavirus en 6 pasos, mano protocolo de lavado, estornudos y tos, otras formas de saludo, no tocarse la cara, población en riesgo y utilizar correctamente la mascarilla o pantalla facial. Igualmente, Reiterar dichas medidas sanitarias al personal docente y administrativo yn reuniones y capacitaciones. El centro educativo debe establecer diferentes horarios de recreo cuando las instalaciones lo permitan, para contribuir al distanciamiento, o regular el tiempo de estos, y asignar áreas de recreo por grupo, donde haya supervisión por parte del docente, una vez concluido cada recreo, las áreas comunes. debe ser desinfectado.
El centro educativo debe establecer diferentes horarios de recreo cuando las instalaciones lo permitan, para contribuir al distanciamiento, o regular el tiempo de estos, y asignar áreas de recreo por grupo, donde haya supervisión por parte del docente, una vez concluido cada recreo, las áreas comunes. debe ser desinfectado.
La dirección del centro educativo debe capacitar al personal docente y administrativo sobre cómo aplicar correctamente los protocolos de salud y así mantenerlos actualizados.
El centro educativo debe asegurar y proporcionar los insumos necesarios para que el personal docente y administrativo, estudiantes, padres o tutores y visitantes, cumplan con las medidas definidas para la prevención y contención ante la emergencia COVID-19. Las mascarillas o mascarillas deben ser obligatorias para todo el personal docente y administrativo., alumnos, padres, encargados y visitantes, que se acercan a las instalaciones para dejar o recoger a sus hijos.
El director debe emitir las pautas al profesorado para que la atención de los padres o tutores y visitantes se realice por medios electrónicos y no presencial. Sin embargo, si se requiere atención presencial, es obligatorio el uso de mascarilla o mascarilla, respetar la capacidad del espacio físico en un 50% de su capacidad y mantener el distanciamiento social establecido de 1,8 metros entre personas.
Los horarios o turnos de trabajo deben definirse según las necesidades de los centros educativos. Si es posible mantener la modalidad de teletrabajo debidamente regulada en los puestos que por el desarrollo de su labor lo permitan, reduzcan o restrinjan las visitas de otros funcionarios a los espacios de trabajo personal, no se realizarán visitas de carácter personal en los centros. ser permitido educativo.
Se debe establecer un control diario de las condiciones de salud de los funcionarios y se debe facilitar cualquier discapacidad por motivos de salud.

Entrada y salida de personal docente y administrativo, alumnos, padres o tutores y visitantes.

Tomar medidas de distanciamiento social en las afueras de los centros educativos para los horarios de llegada y salida de los estudiantes, marcando la distancia en el piso con los materiales disponibles fuera y dentro del centro educativo.
La capacidad del espacio físico debe estar al 50% de su capacidad y mantener la distancia física mínima de 1.8 metros, demarcados en las afueras del centro educativo, donde deben permanecer tanto el personal docente y administrativo, estudiantes, padres o tutores y visitantes, cada persona debe contar con su equipo de protección adecuado, máscara o careta. Cada vez que ingresan al centro educativo, el personal docente y administrativo, estudiantes, padres o tutores y visitantes deben lavarse las manos con agua y jabón durante al menos 20 segundos y después de retirarlos, los objetos y superficies que se tocan con frecuencia deben limpiarse y desinfectarse. Siempre que el director, personal administrativo o un docente esté atendiendo a los padres o tutores y visitantes, se deberán seguir los protocolos para evitar tocarse los ojos, nariz y boca sin haber realizado el correcto lavado de manos. Además, cubrirse la boca al toser o estornudar, debe ser obligatorio el uso de mascarillas o mascarillas. Los centros educativos deben tener la información relativa al COVID-19, etiquetada en diferentes puntos de la institución dentro y fuera de la misma. Esta información solo debe obtenerse de fuentes oficiales. Los centros educativos que reciben niños y niñas menores de edad deben informar a los padres o tutores de las medidas y protocolos de higiene y recordar la responsabilidad individual en el cumplimiento de cada uno de ellos, Es responsabilidad de los profesores garantizar el uso de la comunicación virtual., correo electrónico, WhatsApp, entre otros. En el caso de los estudiantes mayores de edad, son responsables de su autocuidado, como el uso de mascarilla, mascarilla o protector facial y el lavado frecuente de manos.

Organización de aulas, talleres, bibliotecas, laboratorios y otros

Cualquier persona con gripe (influenza) o síntomas de resfriado no podrá ingresar a las instalaciones de las aulas, talleres, laboratorios y bibliotecas, estos espacios deben ser desinfectados antes y después de su uso común (se recomienda que las personas con estos síntomas no asistan al centro educativo).
Al ingresar a las bibliotecas, aulas, talleres y laboratorios se debe seguir el protocolo donde se utilizan todos los insumos para el adecuado lavado de manos de los usuarios.
El centro debe procurar que en los laboratorios, entre cada lección se desinfecten los equipos de protección, equipos informáticos y todas aquellas superficies que se tocan con frecuencia como materiales o herramientas en talleres, bibliotecas y aulas.
Respecto a las bibliotecas escolares se deben seguir las siguientes pautas: Los libros devueltos a la biblioteca de la escuela tendrán un período de cuarentena por un máximo de una semana. Cada libro recibido se ubicará en un área restringida para cuarentena y en el orden definido por el profesional. Una vez transcurrido el tiempo de cuarentena, reinsertarlo en la colección correspondiente. No utilice productos de limpieza para desinfectar materiales bibliográficos. Reorganice el orden de la colección bibliográfica, de tal forma que los usuarios no tengan acceso directo a la misma.
La revisión del paquete está suspendida temporalmente a la salida de la biblioteca, talleres, laboratorios y aulas.
Asegurar el cumplimiento de la norma de distanciamiento físico dentro y fuera de laboratorios, aulas o talleres; Tanto los estudiantes como el personal docente y administrativo deben mantener una distancia de 1.8 metros hacia el frente, la parte posterior y los lados y asegurarse de que cada estudiante tenga un escritorio. Además, regular el número de alumnos dividiendo cada grupo y escalonando las horas de entrada a cada clase, con el fin de asegurar la capacidad del espacio físico que debe estar al 50% de su capacidad.
Mantener las áreas de trabajo ventiladas y los espacios de aulas, preferiblemente con ventilación natural, en el caso de laboratorios que requieran el uso de aires acondicionados, siga las pautas establecidas para tal fin.
El director del centro educativo deberá verificar el correcto uso de máscaras o máscaras, en sus alumnos, personal docente y administrativo.
Eliminar en contenedores de basura. Con bolsa y tapa el desperdicio de materiales derivados de actividades académicas y limpieza de equipos y otros.

Related Articles