News

En 2021, el país gastará ₡ four millones por minuto en intereses de deuda

La cantidad será casi cinco veces mayor que hace una década

(CRHoy.com) El año que viene, cada 60 segundos que marca el reloj, Costa Rica destinará un monto aproximado de ₡ 4 millones, solo para pagar intereses de la deuda interna y externa que vence en 2021.

La figura ayuda a comprender mejor la dimensión del problema. Cada hora que pase, el gobierno necesitará producir o cobrar alrededor de ₡ 244,2 millones para hacer frente a estos acreedores.

Esto significa una cantidad diaria cercana a ₡ 5,863 millones, necesario para lidiar con el poco más de ₡ 2.1 mil millones lo que, según las autoridades fiscales, requerirá cubrir un año completo de intereses.

Es como si cada uno de los 5,1 millones de costarricenses, incluso desde el recién nacido hasta el mayor, y de los mas ricos a los mas pobres, tenía que sacar – por mes – alrededor de ₡ 35 mil para pagar los intereses de sus tarjetas de crédito, sin siquiera haber tenido en cuenta – todavía – los pagos de la deuda principal.

El deterioro de estas cifras no es una situación exclusiva de la pandemia, si bien es cierto que exacerbó el problema.

Un análisis elaborado por CRHoy con las cifras históricas y las proyectadas para el próximo año, arrojó que el pago de intereses prácticamente se cuadriplicó en la última década y para el próximo año el pago será prácticamente cinco veces más alto que 10 años antes.

Para 2009, el gobierno necesitaba sacar ₡ 684 millones de las arcas cada minuto para pagar intereses. Para 2019 ese monto fue de ₡ 2,8 millones.

Este año, con las cifras hasta septiembre, el pago promedio por cada minuto ya había alcanzado los ₡ 2,6 millones, sin tener en cuenta los vencimientos pendientes de los últimos tres meses. Se estima que la cifra se acercará a ₡ 3 millones y medio por minuto.

El problema es que el impacto de la pandemia y la caída de los ingresos este año obligaron al gobierno a recurrir a más deuda. El nivel total de deuda pasó del 58% del Producto Interno Bruto (PIB) al 67% en la actualidad. La proyección es que puede cerrar ligeramente por encima del 70%.

Un análisis reciente de la Contraloría General de la República estimó que el nivel de endeudamiento del gobierno central creció en casi 10 puntos del PIB en solo nueve meses.

“La única forma de no incrementar el endeudamiento es eliminar o limitar el déficit financiero, como forma de no afectar el indicador deuda / PIB. Por lo anterior, y dado el nivel de crecimiento de la economía costarricense, el espacio fiscal se está agotando cada vez más temprano en el año, y el país solo ha podido operar por tres meses sin aumentar el nivel de endeudamiento, siendo que la operación para el resto del período, el Gobierno Central no puede financiar sus operaciones sin deteriorar dicho indicador ”, advirtió la Contraloría.

Este 2020 el país ha enfrentado una caída significativa en los ingresos tributarios debido a las moratorias aplicadas a principios de año, pero también al menor nivel de consumo y gasto.

Esta situación agravará la brecha que existe entre el cobro y la totalidad de la deuda, según un cálculo reciente de FCS Analysis que para este 2020 calcula esa relación en más del 500%.

Como explicó este tema José Luis Arce, Director de Análisis y Estrategia de FCS Analysis, la situación es preocupante, sobre todo porque el país va camino de alcanzar una relación deuda / PIB del 80%, pero también por el -ratio de deuda. En la recaudación tributaria hay una marcada tendencia que no se ha reducido.

Según el analista, la única salida posible es mantener abierto el grifo de nuevo financiamiento externo pero en mejores condiciones. La clave es el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Desde que fracasó la primera propuesta de acuerdo con el FMI y el gobierno convocó las mesas de diálogo, el gobierno ha suavizado el discurso en torno a la necesidad de acudir al Fondo y prácticamente ha delegado el tema a lo que surge de estas negociaciones.

Sin embargo, este viernes, el presidente de la Banco Central Rodrigo Cubero En entrevista con Enfoques, recordó que esa sería la opción “Más beneficioso” Para el país.

“Sería muy beneficioso si (el acuerdo fiscal) se hace con el FMI porque proporcionaría recursos baratos, esto reduce las presiones de financiamiento en el mercado interno y estos créditos también tienen un poder catalizador, que es el poder de atraer otros recursos. Cuando hay un acuerdo, esto le da a la política fiscal un sello de confianza … todo esto le permitirá al país No solo navegar, sino también atravesar el próximo período electoral, que siempre generará incertidumbre ”, dijo el titular de la Entidad Emsisor.

Haga clic para ver más noticias sobre:
Economía.

Related Articles